El Cobayo, también llamado Conejillo de Indias o en algunos países Cuy, es una especie de mamífero roedor originario de la región Andina de América del Sur. Puede alcanzar un peso de hasta 1 kg y vive entre 4 y 6 años. 

 En su ambiente natural, vive en áreas abiertas y realiza hoyos y madrigueras para ocultarse y protegerse, por lo que debemos tratar de evitar que esté solo y sin control en patios con tierra, ya que podemos perderlos fácilmente. 

 Son una de las especies (junto con el hombre y el mono) que no sintetizan vitamina C, por lo cual requieren de la misma en forma permanente.  A pesar de brindarle frutas y verduras todos los días, no siempre se cubren los requerimientos, por lo que en casos especiales recomendamos suplementar con vitamina C en gotas, consúltenos



ALOJAMIENTO:

 Debe proveerse una jaula lo más amplia posible, no son convenientes los recintos de vidrio ya que no ventilan bien, y concentran las toxinas de las deyecciones. 

 Como base lo ideal es el marlo de choclo, muy absorbente e inocuo, inclusive pueden comerlo sin problemas. Puede usarse también viruta de excelente calidad, cambiándola muy seguido. No deben utilizase piedritas sanitarias de gato, ya que tienen polvillo que perjudica sus vías respiratorias, y además si las ingieren, pueden causarle una seria obstrucción intestinal.

 Atención con las jaulas con piso de alambre, por más que son diseñadas para cobayos, la separación es grande y suelen engancharse las patas, por eso, preferimos un piso plano (si es una jaula común, sin base plástica que permita ponerse un buen sustrato, una alternativa es sacar la bandeja metálica inferior, ponerla por encima de las rejas, y agregar papel para cambiar diariamente.)



CUIDADOS GENERALES: 

  Para tener cobayos sanos y evitar enfermedades se debe:

· Alimentarlos bien. 
· Mantener limpias las jaulas. 
· Evitar la presencia de alimento en mal estado. 
· Poner en cuarentena durante 8 días los animales nuevos que se adquieran, para observar su comportamiento antes de juntarlos con los que ya se tienen. La presentación de un animal nuevo se debe hacer siempre en un territorio neutral y libre de olores, para facilitar la integración. 

 Un cobayo sano es un animal alegre, con pelo brillante, gordito, bien desarrollado y que come bien. Un animal está enfermo cuando se separa de los demás, se arrincona, está decaído, no quiere comer, se le eriza el pelo, se le hunde la barriga, tiene diarrea y baja de peso rápidamente. En este caso hay que separarlo rápidamente de los demás para que no los contagie y acudir a un veterinario especializado en animales exóticos.

 Envíenos su consulta ante cualquier inquietud.